¿Qué Alimentación Debería Hacerse Con La Quimioterapia?

Autor: | Publicado en Alimentos Anti-Cancer 1 Comment

Una de las preguntas que más se suelen hacer los pacientes con cáncer y sus familiares, es qué tipo de alimentación debería seguir una persona con cáncer y que además se esté sometiendo a un tratamiento convencional contra el cáncer como la quimioterapia o la radioterapia.

La base para prevenir el cáncer y curarlo, aunque se empeñen en decir lo contrario tanto en las universidades como en la gran mayoría de las publicaciones, es hacer una alimentación alcalina.

Pero si además una persona se está sometiendo a un tratamiento de quimioterapia, la importancia de comer alimentos alcalinos y evitar los acidificantes, se hace si cabe mucho mayor.

alimentacion a complementar con la quimioterapia

La quimioterapia acidifica la sangre

La quimioterapia es un tratamiento que como dicen los propios datos oficiales, apenas llega a salvar a 1 de cada 10 personas que se someten a ella. Con el tiempo, además, es muy habitual ver que una persona que en principio había superado un cáncer con quimioterapia, vuelve a desarrollarlo.

Esto ocurre porque la quimioterapia lo que hace es acidificar de manera extrema nuestro organismo y esto es muy fácil de entender, si observamos como cuando las personas que tienen cáncer y se someten a quimioterapia pierden el cabello ven deterioradas las uñas o tienen problemas en las articulaciones.

Cuando un organismo se acidifica, el organismo debe de recurrir a las reservas alcalinas de minerales esenciales como el potasio, el calcio o el magnesio, que se encuentran precisamente en el cabello o las uñas.

Por lo tanto, si sabemos que la quimioterapia acidifica nuestro cuerpo y nuestras células, es fundamental que una persona que ya se haya sometido a quimioterapia o esté en tratamiento, empiece a hacer una alimentación alcalina para contrarrestar toda esta acidez que produce este tratamiento y así tener más esperanza de poder superar la enfermedad y de no volver a desarrollarla con el tiempo.

¿Por qué no nos dicen esto?

Los lectores que son habituales de esta web, saben muy bien que este tipo de cuestiones no se dan a conocer de forma masiva porque la quimioterapia es un negocio redondo, y de hecho, la salud es uno de los negocios más lucrativos que existen en la actualidad.

El cáncer podríamos decir que es la joya de la corona en cuanto al negocio de la enfermedad.

¿Podría interesar que una persona se cure comiendo saludable en lugar de sometiéndose a un tratamiento como la quimioterapia que genera por persona alrededor de unos 30.000€ al mes?

Lo peor ya no es solo que esto no se difunda y se diga en abierto a las personas o que nos mientan ya desde las universidades y en la mayoría de los libros cuyas editoriales pertenecen a los mismos que controlan las multinacionales y las compañías farmacéuticas, lo peor es que las pocas personas que defienden la medicina natural y hablan de la poca efectividad de los tratamientos convencionales, son ninguneados, tachados de charlatanes o acusados de estafadores.

Resulta lamentable al igual que triste, acudir a un hospital en el que hay niños sometiéndose a tratamientos como la quimioterapia y ver como las enfermeras les llevan unas bandejas para merendar con leche y galletas (ambos alimentos acidificantes), en lugar de fruta, cereales integrales o un buen zumo alcalino de vegetales.

Lo normal cuando le dices todo esto a una persona que no ha salido de su zona de confort y sigue creyendo con los ojos cerrados que la única forma de curar un cáncer es con un tratamiento de quimioterapia, es que lo primero que te pregunten es, ¿Qué tipo de estudios tienes para afirmar eso? O, ¿En qué estudios o bases científicas te basas?

Afortunadamente no solo en el año 1931 se dio el premio nobel a un científico por descubrir todo esto, sino que en la actualidad hay médicos con un gran curriculum, varios doctorados y todos esos estudios que reclaman las personas defensoras de la medicina convencional, que difunden toda esta información en abierto, otra cosa, es que después no salgan en televisión o que cuando lo hagan, como bien os decíamos antes, sea para burlarse de ellos y desprestigiarlos.

Este es el caso de Josep Pamies, que entre otros divulgadores de la verdad, fue tratado en los medios como un simple charlatán. Paimes, en su caso, defiende y divulga las propiedades medicinales de plantas como el kalanchoe o la stevia, que en este último caso, es el sustituto perfecto al azúcar blanco y los edulcorantes artificiales.

No nos engañemos, que las personas comenzaran a consumir plantas y las hojas de la stevia como endulzante supondrían pérdidas millonarias para las farmacéuticas y de ahí que se ataque y se difame a este tipo de personas.

Pero todo esto es tan simple y sencillo de entender, como tener claro algo tan evidente como que la industria alimentaria y la farmacéutica es dirigida por las mismas personas, otra cosa es que mentalmente nos hayan programado para no poder verlo.

Un ejemplo claro de esto, es la compra de Bayer, que es la multinacional Nº1 en la producción de fármacos, por parte de la multinacional Monsanto, que es el otro gigante pero en este caso de la industria mundial alimentaria. No hace falta ser muy intaligente, ni tener 4 premios nóbeles para sacar conclusiones claras.

Alimentación complementaria con tratamiento de quimioterapia

De este tema hemos hablado en muchas ocasiones a fondo en esta web y seguir una alimentación alcalino implica comer alimentos alcalinos en su gran mayoría y evitar los acidificantes.

Una persona que se esté sometiendo a un tratamiento como quimioterapia debería de evitar los siguientes alimentos:

  • Alcohol
  • Azúcar blanca
  • Harina blanca
  • Cualquier alimento que contenga azúcar blanco o harina blanca refinada.
  • Alimentos procesados
  • Comida precocinada
  • Carne
  • Pescado
  • Embutidos
  • Productos de bollería industrial etc…
  • Bebidas azucaradas

Además de comer alcalino se debe buscar ingerir muchos vegetales crudos, como frutas y verduras y es muy importante también que estas sean de origen ecológico con el fin de evitar consumir la gran cantidad de químicos como pesticidas y demás que se añaden a estos alimentos.

Los jugos de vegetales orgánicos licuados deben de consumirse y además debe de comer siempre de una forma que sea lo más natural posible.

Además hay plantas que se pueden consumir y que son totalmente complementarias con la quimioterapia, como el Kalanchoe o la fruta de la guanábana.

Consumir limones pero a poder ser enteros, licuados con cáscara, es algo muy bueno no solo por su poder alcalinizante sino también por la gran cantidad de antioxidantes que contiene.

El aceite a consumir en un paciente con cáncer, debe de ser solo de oliva virgen y el aceite de coco y no se debe caer en la trampa de recurrir a los alimento sin gluten, que llevan tras de sí demasiado proceso de elaboración y a menudo contienen incluso aceite de palma.

Lo ideal es que una persona con cáncer se ponga en manos de un buen médico naturópata, como puede ser el caso de Alberto Marti Bosch, médico que tiene muy claro al haberlo experimentado con sus propios pacientes, que la forma correcta del curar el cáncer no es la quimioterapia sino alcalinizar el organismo.

Puedes leer más aquí sobre la alimentación alcalina y su importancia.

Por lo demás, tampoco nos llama la atención que la mayoría de las recetas que nos exponen incluso en páginas del gobierno como manuales de supervivencia para el cáncer durante y después del tratamiento, contengan alimentos acidificantes y solo alguna de ellas sea alcalina y pueda ser realmente de ayuda para vencer al cáncer.

Fuentes:

COMPÁRTELO POR FAVOR
Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Comments
  1. Posted by Enrique Gunter

Agrega tu comentario

error: El Contenido está Protegido !!