La Salud Bucal en los Tratamientos Convencionales Para el Cáncer

Autor: | Publicado en La Estafa del Cáncer Sin comentarios

La boca es una de las partes del cuerpo más afectadas por los efectos secundarios de los tratamientos como la quimioterapia, radioterapia.

Los síntomas de la boca cuando una persona se está sometiendo a tratamientos convencionales son en general molestos producidos por una bajada de defensas muy grande cuando nos sometemos a quimioterapia.


Las causas del cáncer bucal se pueden deber a muchos factores como el tabaco, una mala alimentación o incluso conflictos emocionales no resueltos.

La cavidad bucal es muy sensible a los efectos tóxicos de la efectos tóxicos de la quimioterapia y radioterapia y entre otras cosas estos tratamientos para el cáncer impiden que las células de la bica se renueven haciendo así que la mucosa se haga más delgada y por tanto más propensa a desarrollar úlceras.

Sucede incluso que las complicaciones bucales graves puedan hacer que haya que suspender o interrumpir los tratamientos oncológicos o en algunos casos a comprometer seriamente la vida del paciente.

la salud de la boca y el cancer

Algunos de estos efectos secundarios y sintomas son inevitables pero tomando medidas y siguiendo algunas pautas se reducen los factores perjudiciales y el riesgo de infecciones bucales, reduciendo de este modo la frecuencia y la intensidad de las lesiones que se producen en la boca como consecuencia de la quimio y radioterapia.

Cáncer y salud bucal: Principales complicaciones

Se suelen producir 4 tipo de trastornos bucales como son:

  • Mucositis oral ulcerativa
  • Aumento de riesgo de infecciones
  • Pérdida o alteración del gusto
  • Sequedad bucal

La radioterapia daña de manera directa y permanente el tejido bucal, las glándulas salivares y el hueso. Los pacientes sometidos a esta terapia suelen desarrollar trastornos bucales como la mucositis pero también pueden desarrollar  periodontitis o caries múltiples.


El síndrome de la boca seca por la falta de secreción salival y la xerostomía son los efectos más graves que se producen a largo plazo.

Cómo actuar si te sometes a tratamientos convencionales para el cáncer

  • El cuidado bucal antes de someterse a los tratamientos convencionales como la quimio y la radioterapia pero también durante y después de someterse a ellos, es algo básico.
  • Es algo fundamental el acudir a un dentista al menos un mes antes de iniciarse en el tratamiento para así reducir en la medida de lo posible la aparición de problemas bucales.
  • Se realiza el estudio de la historia médica y una profunda exploración de la boca, para tratar las infecciones que haya presentes y si es aconsejable extraer los dientes necesarios. También se recomienda eliminar las prótesis que estén en mal estado o mal ajustadas.
  • Mientras dura la quimio o radioterapia, el tratamiento dental se pospone hasta que finalicen estos tratamientos. Después de que haya terminado el tratamiento se tratan los efectos secundarios a largo plazo.
  • Es recomendable evitar el uso de prótesis completas o removibles hasta que haya transcurrido un año tras someterse al tratamiento convencional y esperar hasta 2 años para colocar implantes si el paciente se ha sometido a radioterapia.
  • Tampoco es recomendable someterse a ninguna intervención odontológica que sea agresiva hasta que hayan pasado al menos 6 meses desde que terminara la quimioterapia o 1 año en el caso de que el tratamiento haya sido de radioterapia.
  • En el caso de los pacientes que han desarrollado la sequedad bucal, el mantener una buena higiene es algo muy importante para reducir lo máximo posible el riesgo de sufrir caries o enfermedades periodentales.

Te recomendamos que leas la entrevista a un científico, químico, nutricionista e investigador idependiente que realizamos en este post

Agrega tu comentario

Compartir

Si te gusto el artículo lo puedes compartir con tus amigos o familiares